¿Cómo empiezo a correr?

Tips y recomendaciones para los que recién se inician o desean incursionar en el mundo del running tras una etapa de sedentarismo.

17 de mayo de 2020

Empezar con una actividad física tal vez sea lo más complicado de todo. Es por eso que desde Más Aire deseamos darte algunos tips para que tus inicios en el mundo del running sean más sencillos y puedas empezar a correr.

Dado que por lo general se viene del sedentarismo o de un período de inactividad, nuestro cuerpo debe acostumbrarse nuevamente a tener cierta exigencia.

Por ese motivo, te recomendamos que comiences con una caminata a buen ritmo.

Allí sucederá que uno sentirá la tentación de empezar a trotar, aunque sea algunos metros.

Se debe empezar buscando empezar a realizar un trote y la idea es lograr sostener dicho ritmo.

Al principio, pensar en trotar 15 minutos te parecerá un reto complicado, pero en poco tiempo más y después de esa etapa de «adaptación», tu cuerpo te llevará a hacerlo al menos por 30 o 40 minutos sin complicaciones.

El contar con un entrenador a nuestro lado permite aprender sobre la técnica de carrera, como también la postura, un aspecto más que relevante.

El llevar llevar las manos cerradas y los brazos tensos nos generará un mayor gasto de energía. Es por eso que te recomendamos que te relajes, logres doblar los codos a 90º y llevar las manos semiabiertas.

A su vez, muchas personas suelen subir sus hombros, como clara señal de estar tensos. Este gesto hará que uno termine de correr con un grado de cansancio mayor, principalmente en ese área.

Por último, te recomendamos -al menos al empezar- realizar cuanto menos tres entrenamientos semanales. El realizar una cantidad inferior llevará a que no se noten resultados o que nuestro cuerpo no logre aumentar su capacidad de realizar deportes o de poder correr sin cansarse rápidamente.

Desde Más Aire siempre recomendaremos asesorarse por un entrenador o coach antes de comenzar con la actividad física.

Temas relacionados